lunes, 19 de diciembre de 2016

SOBIBOR: EL RUIDO PRIMITIVO DEL METAL

Vuelvo a la palestra con una nueva entrada para este blog que se satura con más letras llenas de sentido y rebelión. Esta vez con una banda que ha llamado mucho mi atención  desde que la escuche. Bueno en realidad la había escuchado hace seis años, pero no le preste mucha atención en ese entonces. Pero en una presentación en el mes de septiembre, los escuche nuevamente y les puedo decir que es una de las mejores bandas de la capital, con el sonido más radical y primitivo que me trae los recuerdos de un Hellhammer, un Bathory o un Venom, pero más colombianizado y comprometido.

Evocando aquellos recuerdos de un campo de concentración Nazi, en donde la piedad humana era casi inexistente, Sobibor se presenta como una alternativa del metal honesto, lleno de energía y carácter; las esencias vitales que hacen que una agrupación perdure por el tiempo y tenga un gran sentido de pertenencia entre la comunidad del metal. Esta agrupación bogotana lleva más de 15 años tocando un metal primitivo, que es una combinación de “Thrash Metal” y el “Punk” de los años 80. Los expertos en música lo llaman “MetalPunk”. La agrupación en la actualidad se compone de dos integrantes que son Rebelion y Tormentor, quienes llevan la bandera de este proyecto desde el año 2000, tiempo en el cual nos han deleitado con canciones bien ejecutadas y de calidad, dejando a un lado las vanidades de la sofisticación del sonido, para tocar con el alma.
Dicho lo anterior, hablare sobre los dos últimos de esta agrupación. El primero es “misantropía”, del año 2012. De este podemos destacar la buena producción que nos permite apreciar el trabajo en las guitarras y la sólida batería que le da sentido a los acordes muy técnicos en cada una de las canciones, además de la inclemente velocidad y contundencia que nos hace cabecear como el péndulo de un reloj. Es un trabajo muy completo, desde el principio al final sin desperdicio. Recomiendo las canciones “Dementor”, “La Señal del Mal” y “Pacto de Sangre”, canciones que resumen la fuerza del alma entregada a esta producción. Se destaca un “intro” y un “outro” titulados “Misantropia”, partes uno y dos, que logran dar cuerpo a este disco, en el cual, sus liricas hablan de lo descompuesto que se encuentra nuestro mundo socialmente, por medio de metáforas que se convierten en himnos de batalla.
El trabajo más reciente editado en el año 2015, es una compilación en vivo titulada “Ruido Primitivo”, el cual resume trae las mejores canciones tocadas en los diferentes metales como “Súbase al Metal”, “Bogothrash” y el conocido “Rock al Parque”. Me atrevería a decir que es más un testimonio sonoro del recorrido en el metal nacional, y que está dando sus frutos, gracias al reconocimiento que han tenido en el underground, gracias a su honestidad y brutalidad en el escenario. De este compacto, se destacan clásicos como “Cae La Noche (La Melodía de los Huesos)”, “Epitafio Grito Sepulcral”,  “Furia y Metal”,  entre otras. Además contiene dos canciones no editadas en trabajos anteriores: “Massacra”, cover de Hellhammer y “Muerte al Poder”. En general recomiendo este trabajo, por su buena producción que permite escuchar a la banda tal cual suena en concierto, sin efectos pre mezclados, y más que nada por ser sencillamente ellos mismos.

Así que aquellos que buscan un metal sincero de corazón, libre de los clichés característicos de la escena, y que en esencia busquen la libertad del ser, tómense el trabajo de escuchar el “Metalpunk” de Sobibor, traído desde los campos de concentración de la mente y el alma, para ser liberados de la catarsis de la cotidianidad.Por ultimo agradezco a los integrantes de la banda, que me prestaron su nombre y su musica para poder plasmar estas letras, en homenaje al ruido primitivo.


martes, 13 de diciembre de 2016

INSOMNIUM: ABRIENDO LAS PUERTAS DEL INVIERNO, DENTRO DEL PENSAMIENTO HUMANO

Quizás este puede ser uno de los mejores discos de este año, ya la verdad desde que lo escuche, así lo puedo rarificar. Lo anterior lo menciono por su creatividad, su composición y la forma como este grupo llega al alma de un metalero, que es bastante complicado y se necesita ser muy original.
Insomnium es una de esas bandas que cumple con esos requisitos que hacen faltan muchas veces en el metal para que no se sienta repetitivo, y no parar de sacudir la cabeza al compás de cada una de sus canciones. Ciertamente esta banda es una novedad para el público latinoamericano y especialmente colombiano desde donde escribo este blog, pero lo cierto es que lleva cierto tiempo haciendo metal que hace que se ponga la piel de gallina y sea capaz de arrugar el corazón, además claro, de agitar las pulsaciones y excitar el cerebro. Ojo, no todas las bandas pueden hacer eso, ya que se necesita tocar con el alma, que en el metal son casi todas.

Esta banda nació en la ciudad de Jonesuu, al oriente de Finlandia en el año 1997. En la actualidad se compone por Niilo Sevänen que haces las voces guturales y toca el bajo, Markus Hirvonen, quien está a cargo de la batería, Ville Friman quien ejecuta las guitarras secundarias y finalmente Markus Vanhala, quien también hace de guitarra principal para la banda hermana Omnium Gatherum. Principalmente su estilo se caracteriza por ser “Death Metal Melódico”, con barnices de la vieja escuela sueca, pionera de este género. Es más, por mi lado considero que tiene influencias marcadas de bandas como “In Flames”, “Children Of Bodom”, hasta de “Edge Of Sanity”. De su estilo podemos hablar de la combinación que hace de la naturaleza y la introspección humana, enfocada a los sentimientos como la soledad, el amor, el dolor, la oscuridad y el existencialismo.

Ya poniendo en contexto lo que es esta banda, vamos a hablar de su último trabajo que salió en el mes de Septiembre del presente año. Titulado “Winter's Gate”. En realidad, más que un trabajo, es una canción con una duración de cuarenta y un minutos aproximadamente, dividida en siete partes, en las cuales relata los diferentes sentimientos y experiencias que hacen honor al invierno, como nos en vuelve, nos arrulla, nos aprisiona, para después abrir la puerta y ser liberados. Todo lo anterior convertido en una poesía, con una musicalización y una ejecución impecable de las guitarras de Markus, que logra llevar al oyente a situarse en aquellas situaciones narradas dentro de la narración.

La voz de Niilo, por su parte, no hay grandes sobresaltos,  y a medida que pasa la canción, se hace más definida y fuerte logrando llevar a una realidad cercana, el contacto del hombre con el camino de la oscuridad, la niebla y la soledad, para llegar a la puerta del invierno. Cabe resaltar especialmente para este disco, el trabajo de los teclados, que logran hacer muy bien su trabajo, al lograr conectar la fría atmosfera invernal en el desarrollo del presente disco. Las guitarras acústicas en la parte final del disco es un gran aporte que logra dar cuerpo a este poema, y vaya que son acertadas.

Los mismos integrantes de la banda aseguraron desde un principio que la elaboración de este disco fue todo un reto. Y en verdad si fue un reto, porque los álbumes conceptuales, siempre han sido y serán un gran trabajo que requiere de mucha inteligencia y sensibilidad para lograr articular pieza dentro de la gran obra. Parece ser que en “Winter's Gate”, lograron articular muy bien los elementos que caracterizan a Insomnniun, como la sensibilidad al tocar los instrumentos, poder capturar los sentimientos humanos, para finalmente desplegarlos en letras emotivas.  

El concepto de la historia de la poesía narrada en el disco, fue pensada inicialmente desde su anterior trabajo “Shadows of the Dying Sun”, según los músicos de la banda. Y si se analiza con detenimiento, las letras de este trabajo, son una antesala para lo que finalmente es “Winter's Gate”. Su sonido entre los dos discos es muy similar, ya que fueron producidos por el finlandes Teemu Aalto, que además de producir las dos publicaciones anteriormente citadas, ha producido otras bandas como Omnium Gatherum, Burweed, Malpractice, Manitou, entre otras.

Recomiendo mucho este disco, para aquellos quienes buscan la novedad, quienes buscan algo que realmente llegue y logre revolver los sentimientos, destornillar la cabeza, sentir la sensación de estar lleno y estar vacio al mismo tiempo, y querer siempre buscar más, más en el interior, más en el insomnio de la vida, día tras día, hora tras hora.





sábado, 10 de diciembre de 2016

CRADLE OF FILTH: EL ABRAZO DE LA OSCURIDAD, VEINTE AÑOS DESPUES

Escribir de esta banda es demasiado complicado de lo que pensé, ya que el solo nombre trae sentimientos encontrados. De un lado, que son una de las mejores bandas de black metal en los años 90 y que por otro lado, los que la denigran por ser una de las bandas más comerciales de este género. Pero para hablar de ellos, tuve que llenarme de aprehensiones para poder escribir acerca de ellos y ser muy objetivo a la hora de utilizar cada palabra. Escribo esta reseña para un amigo muy especial, que me puso en la dicotomía de escribir acerca de una banda con este tipo de afectos.

Cradle Of Filth es una banda de black metal británica que inició su carrera en los inicios de los noventa, y tuvo un gran auge, no solo en su país natal, sino en el mundo entero. En sus inicios impactaron con la mezcla que hicieron del genero gótico con el black metal, que se muestra en discos como “The Principle Of Evil Made Flesh”, “Vempire”, y hasta me atrevería a decir que el mismo “Midian”. Después de todo ello, Dani Filth evoluciono el concepto de la banda hacia un sonido potable, con el fin de capturar más seguidores alrededor del globo; razón por la cual le trajo enemigos acérrimos, asegurando que la música que hacían no es del todo metal negro.

En si estos detractores tienen mucha razón, porque esta banda nunca ejecuto dicho género en su totalidad, sino que detrás de ello le adiciono una atmósfera lúgubre y terrorífica digna de cuento de terror. Por tanto, Cradle Of Filth se caracterizó por la utilización de estos matices, plasmados sobre todo en sus primeras producciones.

Como resultado de lo anterior, traigo a colación un nuevo trabajo de esta banda editado en este año; más que una edición nueva, es un “remake” de uno de sus discos más recordados, y donde salieron los temas insignias de esta banda “Dusk And Her Embrace - The Original Sin”. La primera edición de este disco fue realizada en el año 1996. Veinte años después, la clásica alineación de la banda para el desarrollo de este material se vuelve a reunir para recrear las mismas canciones, con los arreglos y la sofisticación con la que no se contaba en el momento.

La alineación para el desarrollo de este disco está a cargo de las voces de Dani Filth, las guitarras de Paul Ryan y Paul Allender, uno de los mejores tecladistas que ha tenido la banda: Benjamin Ryan, recordado y laureado baterista del black metal Nicholas Barker, el bajista Jon Kennedy. Las voces femeninas se encuentran a cargo de Sarah Jezebel Deva, que también desarrolla su proyecto de metal como solista y colabora para los conciertos de Therion, acompañada de Danielle Cneajna Cottington, y las voces adicionales de Steve Grimmett y el recordado Cronos de la banda Venom.

Respecto al trabajo de la voz de Dani, suena a la persona que se quiere asemejar a los altos y bajos en la primera producción, que al el mismo. Esto se puede notar, en el esfuerzo que hace para alcanzar los registros de voz que tenía en dicha época. No digo que sea malo, suena muy bien, pero es mejor que hubiese sido el mismo, ya que su voz ha cambiado drásticamente con el tiempo.

En cuanto a los trabajos del teclado, sí que son bastante acertados, el dinamismo que se le dio durante todo este trabajo, más la ambientación mejorada, supera con creces lo que los fans de la banda conocen de la versión cruda e impactante de la primera edición. Muy buenas guitarras a cargo de Paul Ryan, se nota su marca registrada otra vez, como hace veinte años con este trabajo dándole esa sensación de nostalgia como los acordes de aquella vez. Creo que en esta ocasión no diré mucho respecto acerca del baterista, porque su técnica lo dice todo en la presente reedición, es un legado que ha perdurado con el paso del tiempo, que ve también en bandas como Dimmu Borgir. La voz de Sarah, suena mucho más madura en este disco y me atrevería a decir que mejor que hace veinte años, que da un robustecimiento en las voces femeninas con una notable participación.

Dicho todo lo anterior, es muy difícil decidir cuál de las dos versiones es la mejor o no. Indudablemente no se pueden lograr los resultados de la primera grabación, cruda, bombástica e impactante que catapulto a Cradle Of Filth como una de las piedras angulares en el mini-mundo del black metal, y les dio todo el reconocimiento que tienen en la actualidad tienen. Como lo dije en un principio, es un remake de celebración de los casi 30 años de carrera, en los cuales ha habido muchos altibajos por mucho tiempo, hasta el límite de firmar con la compañía Sony, el cual afecto mucho su sonido para mi opinión. Pero como dice un adagio popular, “después de la tormenta, viene la calma”, y parece que con la disquera Nuclear Blast están encontrando esa ansiada calma, que trae como resultado, un nuevo abrazo oscuro.


sábado, 3 de diciembre de 2016

EL MARKETING EN EL METAL: IMPRESIONES DE UNA ESCENA COLOMBIANA QUE DEJA DE SER MENOS INCIPIENTE

Escribir de este tema, es algo espinoso, ya que el tema no es del común de las personas que conozco o con las que me he relacionado alguna vez. Probablemente para la mayoría de las personas, es un tema sin incumbencia, pero en realidad es un tema igual de importante como los otros que se tratan en la cotidianidad, ya que es correspondiente a la publicidad y a la difusión, ya que trata del estado actual del consumo y de la comercialización musical, estoy hablando del marketing musical como afecta en el Metal.

Este es un tema del cual creería que no solo afectaría a este género musical en sí, sino a todo el gremio musical en general. Ya que la industria se ha visto desplazada por el cada vez más cercano mundo de la informática y del internet.

Me acuerdo que hace más de veinte años, si uno quería un disco de determinado artista, había dos maneras para conseguir ese material. La primera, era dirigirse a una tienda especializada, pagar el precio y escucharlo en un reproductor, sea vinilo, cassette o CD. Con el pago de este canon por el material fonográfico, la disquera destinaba una parte de las regalías al artista, quien por esto se veía favorecido y así podría lograr componer más canciones para hacer un nuevo trabajo, comercializarlo, y de esta manera, iniciar el círculo nuevamente. Antes de los finales de los años noventa, era rentable para un artista, el negocio era próspero y daba muchos frutos.
A partir del año 2000, el fenómeno de la internet, y de la música disponible en los formatos MP3, así como de las pagina estilo “Napster”, que permitían el intercambio de las canciones, por medio de los ordenadores, suprimiendo la adquisición del material físico, trajo consigo un nuevo fenómeno para adquirir la música favorita, más atractivo y cómodo para su transporte, la rapidez para adquirirlo, y sobre todo lo más importante, era gratis.

Lo anterior se puede ver de dos maneras: por un lado está la rápida difusión de las canciones por medio de la red, y que esto supone un mayor alcance a más rincones del mundo. Por otro lado se encuentra las pérdidas para el artista,  pues este no percibe las regalías de dicho intercambio, y en cambio deja de vender su material físico, a causa de las razones anteriormente citadas.

Como afecta lo anterior en el mundo del metal?, como en otros géneros musicales, aquí depende es como se mire y el en enfoque que se le dé a esta situación. El mundo del metal siempre ha sido uno de los géneros musicales subterráneos, más grandes que en la historia humana se ha podido desarrollar. Lo anterior se da por el señalamiento a los integrantes, melómanos y fanáticos a esta música, la misoginia, el desarraigo por parte de la sociedad y los juicios a priori por parte de las personas que la componen, que aparte de ello, la mayoría son de doble moral. Todo lo anterior da como un resultado un género rebelde, autentico, radical y honesto, que solo se puede traer del inframundo, para escandalizar a la gente supuestamente más correcta y con una escala de valores más alta, llena de cinismo y podredumbre en su interior.

El señalamiento sufrido por las personas que componen este género musical, hace que las cosas sean un poco más subterráneas de hacer, como la comercialización del material, la difusión para la asistencia para los conciertos, y las reseñas de los artistas, fonogramas, presentaciones en vivo y demás. Esto además es acompañado con un sentido de pertenencia y compromiso, a un grado tal, que el mismo circulo es cerrado e impenetrable cada vez más, ya que el verdadero metalero no llega por la moda, sino por la convicción.

Todo esto se traduce en una comercialización hacia destinos específicos, tiendas referenciadas porque se dedican exclusivamente a este sub mundo. En muchos casos la mayoría del material es importado. Esto era así en un principio. Con el paso del tiempo ha ido cambiando paulatinamente esa situación, ya que se están creando sellos musicales que están solicitando las autorizaciones a los artistas, para prensar su material en nuestro país, y así, la adquisición del mismo sea mucho más económica y rentable, puesto que en este caso los intermediarios se reducen a más del 60%, y de este modo las ganancias le llega en una cuantía considerable para el artista. En un principio, el material era muy escaso para conseguir, por la poca difusión que había para dar a conocer los sitios de concentración de material, adicionando que sus precios en algunos casos no eran justos para los compradores. Hoy se debe decir gracias a las redes sociales como Facebook principalmente, pues muchos sellos pequeños dan a conocer nuevos artistas, así como su material, a precios razonables, y con muchas más facilidades que no había hace muchos años.
En cuanto a la presentación de los conciertos, no son tan masivos y son más bien pequeños, dadas las características de la propia escena, que comente en un principio. El promedio de la asistencia a estos eventos es de 300 a 5000 personas. Ese nivel de asistencia depende si son agrupaciones nacionales o extranjeras, y que tan conocidas estas pueden llegar a ser. En todo esto hay algo que resaltar y que cobra importancia, que es el festival Rock al Parque, que se realiza cada año en la ciudad de Bogotá, desde hace veinte años. Esto ha afectado de manera significativa a la propia escena, pues aparece mucha gente adjudicándose el título de ser “metalero”, con la excusa de romperse una costilla en un “pogo”. Pero mucha gente de esta clase no la vemos en los conciertos, en los cuales hay que pagar una cuantía que muchas veces no es muy costosa, ni comprando el material fonográfico. Considero que es gente que hace mucho daño al gremio, ya que a causa de muchos de ellos, la sociedad nos tilda como simples vagos que solo se dedica a tomar alcohol.


Como conclusión a todas estas impresiones, haciendo una breve descripción, se puede concluir que el marketing y las estrategias que se usan en el mundo del metal, no son desconocidas y se usan en otros géneros musicales, la diferencia en esta ocasión, radica en lo abierto todo lo que rodea este género para el público en general, ya que por las mismas características de aislamiento de la sociedad, de los temas tan controversiales que se tratan en las canciones, de la postura y actitud que se tiene ante la política, las costumbres y los valores, la forma particular de vestir, y la admiración y el verdadero respeto que se le dan a los artistas y a su forma honesta de realizar su música, claramente no es de consumo muy masivo que digamos, porque en muchos casos, se da prevalencia a la forma mediocre y suntuosa de hacer música, que infortunadamente en muchos casos, no pasa de ser un simple playback.